Lacuevadelangel’s Blog

La cláusula de conciencia

Posted on: mayo 19, 2009

Cláusula de Conciencia: Aplica en la relación laboral entre el periodista y su empresa; garantiza, al primero, poder renunciar percibiendo una indemnización equivalente a la que obtendría por despido injustificado, cuando:

El medio de comunicación cambia su orientación ideológica.

Se suprima o añada parte del contenido de un texto sin consentimiento del periodista.

Cuando se pretenda obligar al periodista a realizar o firmar textos que vayan en contra de su conciencia.

La cláusula de conciencia, de acuerdo con algunos autores podría tener su origen en una ley húngara de 1914, aunque el principio de la definición precedentemente citada se halla inserto en legislaciones de varios países de Europa. En las naciones de la región americana el concepto se encuentra muy poco difundido y analizado.

Ello ha provocado que en países como el nuestro los periodistas no tomemos en cuenta a la cláusula de conciencia, como un instrumento que nos permita el acto de coherencia de lo que decimos con lo que hacemos, resaltando nuestras ideas y principios.

Hoy en día muchas redacciones no solo no respetan la formación o ideales de un periodista, tampoco respetan sus textos que de una forma u otra son mutilados o añadidos constantemente sin autorización.

Los dueños de los medios suelen aprovecharse de la realidad que atraviesa en nuestros días el gremio de periodístico, falta de empleo y salarios bajos que obligan al periodista a permanecer en su plantilla de reporteros.

Una de las formas más comunes que un periodista se ve sometido a la voluntad de los dueños de los medios, es cuando un texto se ve sometido a los intereses propios del medio.

En muchas de las ocasiones los reporteros son “obligados” a cambiar el sentido real de las notas para favorecer intereses de grupos y no de la sociedad.

Claro ésta los reporteros se convierten en las víctimas mediáticas, en las que se exhiben y cuestionan sus conductas o familias, sacando del tema el contexto original.

Esto también ocurre entre los reporteros de televisión, donde las redacciones o consejos editoriales establecen en segundos la posición de la empresa en sus noticieros, que no necesariamente tienen que ver con la realidad de un hecho, pero que se acreditan al reportero, aunque vaya en riesgo su credibilidad.

Un ejemplo muy cotidiano en las redacciones de Televisión, ocurre cuando desde las redacciones se detecta una nota en prensa escrita, en ella la fuente establece una realidad de un hecho, y se asigna al reportero como una orden de información, sin embargo cuando el reportero de televisión va al lugar se encuentra que el contexto es distinto al hecho original, sin embargo por representar intereses de grupo, con los cual la empresa comulga, la redacción prácticamente obliga al reportero a sacar la información en un contexto de una realidad inexistente.

Esto ocurre porque cuando un reportero (televisión, radio, prensa escrita u cualquier otro medio) se contrata, nunca se pone de manifiesto la línea editorial del medio, se da como presunción, pero esta puede variar de acuerdo con los intereses cambiantes de la empresa.

En México son pocos medios que involucran una Cláusula de Conciencia en el contrato de trabajo, NOTIMEX es uno de ellos.

Ley que crea la Agencia de Noticias del Estado Mexicano:
CLAUSULA DE CONCIENCIA: DERECHO DE LOS PERIODISTAS PARA NEGARSE, MEDIANTE LA EXPRESION ESCRITA DE SUS MOTIVOS, A PARTICIPAR EN LA ELABORACION DE INFORMACIONES QUE, A SU JUICIO, SON CONTRARIAS A LOS PRINCIPIOS RECTORES DE LA AGENCIA, Y QUE TIENE POR OBJETO GARANTIZAR LA INDEPENDENCIA EN EL DESEMPEÑO DE SU FUNCION PROFESIONAL;
ARTICULO 8. LA PRESENTE LEY, CON APEGO A LO ESTABLECIDO EN EL ARTICULO 7o. DE LA CONSTITUCION POLITICA DE LOS ESTADOS UNIDOS MEXICANOS, Y A EFECTO DE GARANTIZAR QUE LA SOCIEDAD SATISFAGA SU DERECHO A LA INFORMACION, RECONOCE COMO DERECHOS DE LOS PERIODISTAS OPONIBLES FRENTE A LA AGENCIA, EL SECRETO PROFESIONAL Y LA CLAUSULA DE CONCIENCIA. EL EJERCICIO DE ESTOS DERECHOS EN NINGUN CASO AMERITARA LA IMPOSICION DE SANCIONES EN EL AMBITO DE APLICACION DE ESTE ORDENAMIENTO JURIDICO.
LOS PERIODISTAS A QUIENES LA AGENCIA VIOLE SU DERECHO AL EJERCICIO DE LA CLAUSULA DE CONCIENCIA PODRAN PONER FIN UNILATERALMENTE A LA RELACION CONTRACTUAL QUE LOS VINCULE CON AQUELLA, PERCIBIENDO UNA INDEMNIZACION QUE, EN NINGUN CASO, SERA INFERIOR A LA QUE LES CORRESPONDERIA EN CASO DE DESPIDO INJUSTIFICADO.
Por ejemplo en esta ley se apela a una Cláusula de Conciencia cuando la información es contraria a los principios rectores de la agencia, sin embargo nunca determinaron cuales eran estos principios (comerciales, editoriales, de estado), nunca se apela al principio de conciencia del reportero con respecto a la realidad de un hecho.

Si bien es cierto que hay que reconocerse la libertad de empresa, también es cierto que existe el “acto de conciencia” del reportero, visto como la persona pensante y veraz y no únicamente como el elemento para extraer la información por parte del medio.

Pero habría que cuestionar hasta que punto La Cláusula de Conciencia determina la autonomía de un reportero para escribir de acuerdo con la realidad de los hechos un texto.

Finalmente ante esta situación de que el reportero no se ve favorecido más que con una “justa indemnización”, es que este profesional de la comunicación se ve obligado a callar y convertirse en el mercenario de la información para su propio medio, de lo contrario la cola para acceder a su puesto espera latentemente.

Otra situación que a menudo ocurre generalmente en los medios de provincia, es que el reportero, entra al medio sin siquiera una contratación legal, lo que lo pone fuera de cualquier contexto en defensa de sus derechos.

No, nos podemos conformar que la Cláusula de Conciencia exista ya en la jurisprudencia mexicana, y de “Hecho” en dos o tres medios, debemos de apelar para que el resultado nos favorezca en una forma justa, lo que no necesariamente tendrían que redondear en la “indemnización voluntaria”, sino en el posicionamiento del pensamientos, veraz y acorde a la realidad del hecho mismo.

De lo contrario los dueños de los medios, seguirán haciendo prevalecer sus intereses a través de personas que no necesariamente están de acuerdo con ellos.

Ahora entendemos que siempre va a haber reporteros que sí estarán de acuerdo con las “políticas” rectoras y cambiantes de sus medios, aunque no se apeguen a una realidad, bueno que el profesional prevalezca.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: